Agradece, agradece mucho.

20190610_121527

Parece sencillo, ¿verdad? Y de hecho, lo es. Cada vez que la vida te regale algo, sea lo que sea, agradece, da las gracias.

Vivimos en la actualidad dando por sentado la mayoría de cosas de las que disponemos a diario. Únicamente cuando carecemos de ellas nos acordamos de lo afortunados que somos cuando las hemos tenido.

El sentirse agradecidos por lo que tenemos y no al revés, sentirse desgraciados por lo que no tenemos, debería ser nuestro objetivo principal en la vida.

Esta actitud, según mi parecer, debería ser en todas las facetas de nuestra existencia, tanto las que nos parecen más satisfactorias, como las que nos parecen más insignificantes.

Desde el tener cubierto las necesidades básicas, a que alguien te regale una sonrisa, debería ser más que motivo de estar agradecido.

Cuando uno se fija en estos detalles, su energía y la de su entorno cambia, se transforma. Se logra una armonía que bajo mi punto de vista, ha de ser el estado natural del ser humano.

Ahora bien, no pretendamos que todo el mundo se contagie de ello. Cada individuo está envuelto en su historia personal, incluidos nosotros. No exijamos que nuestro momento sea siempre el de los demás. Y por otro lado, no lo tomemos como algo personal si no llegamos a sintonizar con según que personas, todo es por algo. Al fin y al cabo, nuestro estado emocional depende exclusivamente de nosotros. Cuanto antes lo asumamos, antes lograremos el cambio deseado.

También un aspecto que me parece importante mencionar es el compararse con otras personas, inclusive con nosotros mismos en el pasado. Éste es un gran error que cometemos a menudo, quizás por estar inmersos en una sociedad netamente competitiva. Recuerda no equipararte a nadie ni a nada, ni aunque sea por auto-superación, no lo necesitas, céntrate en ti y en lo que puedes aportar a los demás.

WhatsApp Image 2019-01-06 at 15.52.13(2)

También veo adecuado puntualizar el que no estoy llamando con mis palabras a ser conformista, nada más lejos de mi intención. Más bien todo lo contrario, intento provocar un cambio de dinámica que nos recale en un mayor aprovechamiento de la vida.

Si os fijáis, todos mis artículos aquí en medita, con sus sugerencias, tienen el mismo objetivo. Atisbar la felicidad a la cual somos aspirantes y dignos merecederos de ella.

Durante tu día a día, detente, respira profundamente, observa y como no: AGRADECE.

Y lo que hay que agradecer siempre es HOY ESTOY VIVO  y es una nueva oportunidad para ser feliz.

Paqui Molina

 

 

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s